SECCIONES

A LA CHILENA

SERVICIOS

HERRAMIENTAS

CORPORATIVO
EMPRESAS
Socio de IAB CHILECertifica.com
RECORRIENDO CHILE

ILOCA Y DUAO

Iloca y Duao

A un poco más de 120 kilómetros al oeste de Curicó se encuentra este destino que incita al descanso, la entretención, la vida familiar y, sobre todo, los panoramas culinarios debido a la amplia oferta en el rubro.

Luego de llegar a la ciudad de Curicó usted debe tomar la Ruta J-60, pasar Rauco, La Huerta, luego Licantén (donde está la planta de celulosa), Lora (donde está la fábrica de mantequillas, quesos y otras exquisiteces), la desembocadura del Río Mataquito, La Pesca (donde se puede pasear en bote y pescar), la Piedra del Peñón y posteriormente llegará al balneario de Iloca. Si no tiene la posibilidad de viajar en movilización propia, puede movilizarse en buses o minibuses que salen desde el terminal de buses de Curicó.

El sector posee casas de veraneo en sus alrededores. Además está la posibilidad de alojar en cabañas u hoteles y gozar de los exquisitos platos marinos que son la especialidad de todos los restaurantes o "picadas" que bordean el balneario, donde quienes gozan de los platos contundentes podrán comer un rico congrio frito o unas empanadas de camarones con queso, y quienes desean mantener la buena línea, una reineta con salsa margarita acompañada de ricas ensaladas, entre otras cosas.

En la orilla de la playa sobran las entretenciones, y aunque no se asimilan para nada a las actividades de las del norte, se pueden realizar paseos a caballo o recorrer las ferias artesanales o costumbristas para comprar algún regalo o recuerdo del lugar.

La playa más concurrida por los curicanos, se caracteriza por los caminos rurales y por la hermosa plaza que se encuentra en el centro del lugar, además de la agradable mezcla de cerros, mar y ríos que permiten apreciar un panorama novedoso para quienes pretenden dejar de lado la ciudad por unos días. Iloca representa el destino ideal para quienes desean mezclar descanso y deleites culinarios marinos.

Duao
Ocho kilómetros al norte se encuentra Duao, la segunda caleta de pesca artesanal más grande del país y dueña de exuberantes cantidades de pescados y productos marinos que se venden a precios muy razonables.

La escena matinal se convierte en un atractivo para los visitantes que aprecian cómo los pescadores llegan cargados de mercadería luego de una ardua jornada de trabajo que comienza al alba. "Salimos bien temprano todos los días y sobre todo en esta época para que los turistas puedan comer rico y barato. Además, si nosotros no trabajamos, los restaurantes no tienen quien los provea de pescados y mariscos y no cumplen con la demanda", comenta un pescador de la caleta. Esto permite a los turistas y lugareños disfrutar de las exquisiteces culinarias que se venden en el borde del litoral y hacer del panorama algo agradable sin gastar de más.

Por Javiera Espinosa

Compartir Share/Bookmark
blog comments powered by Disqus


Reserve Hotel

Destino
Fecha de llegada
calendar
Fecha de salida
calendar

Destacamos

$destacado->arti_titulo

La Novedad de Licity Grill

Abrió sus puertas hace poco más de un mes pero no sólo para conquistar con sus preparaciones, si no, con un ambiente ideado para disfrutar en cualquier momento del día y hasta altas horas de la noche. Esta vez, de su carta, han compartido con Chile.com una de las sugerencias del chef: Asado de Tira Bourguignon...
leer más

$destacado->arti_titulo

Araucanía, Sabores Ancestrales

Junto al destacado chef nacional, Guillermo Rodríguez, conoceremos las bondades de esta zona, su cultura, paisajes y por supuesto sabores, de los cuales le entregamos la receta para preparar...
leer más