SECCIONES

A LA CHILENA

SERVICIOS

HERRAMIENTAS

CORPORATIVO
EMPRESAS
Socio de IAB CHILECertifica.com
RECORRIENDO CHILE

LA BOLSA DE COMERCIO

La Bolsa de Comercio

En pleno barrio cívico, corazón de Santiago, la calle Nueva York converge en forma peculiar hasta alcanzar el Paseo Ahumada. En su trazado encontramos grandes edificaciones que tienen una importancia histórica, cultural y económica para la capital y nuestro país.

Uno de los que más destaca por encontrarse, visualmente, al medio de la panorámica de la calle es el esquinado edificio de la Bolsa de Comercio. Hogar del principal lugar del mercado accionario de la mayoría de las empresas de importancia en Chile, su construcción data de 1917.

Jequiér, el Gran Responsable
No fue otro que Emilio Jequiér el arquitecto constructor del edificio de la Bolsa. El mismo profesional que ya antes había cambiado la cara del Santiago de principios del siglo XX con la creación del Museo de Bellas Artes y la Estación Mapocho, fue el responsable, junto al constructor Roberto Toretti, de cambiar la fisonomía del centro de la ciudad..

El lugar para la construcción había sido adquirido por la Bolsa de Comercio (fundada en 1893) a las Monjas Agustinas, en la manzana que comprendía a su ex convento. El trazado del loteo vendido por las religiosas obligó a los arquitectos a ceñirse a los ángulos de dos nuevas calles: Nueva Cork y La Bolsa.

Cuatro años se demoró la construcción, que finalmente fue inaugurada en 1917. El edificio fue inspirado en el estilo del renacimiento francés. La planta es un trapecio triangular y consta de un subterráneo y cuatro pisos que están en una perfecta simetría a pesar de la irregularidad original del terreno.

Destacan los balcones y la cúpula de la torre, con un reloj al medio, en el ángulo Bandera-Moneda, es el hito que se ha transformado en el símbolo de la Bolsa.

Una Joyita en Barrio de Joyas
Su ingreso principal se ubica en la punta de las calles Nueva York y Bandera, destacándose por el trabajo de las dobles columnas apoyadas en el zócalo, las que soportan la base de la gran cúpula superior.

Los mosaicos del primer piso y las puertas de roble americano, mismo material usado en la Sala de Rueda, destacan en su fisonomía. Justamente ahí es dónde se ubica una de las obras pictóricas de mayor importancia: el mural realizado por Fray Pedro Subercaseaux. En la pintura aparecen alegorías a la vida laboral, veleros, yuntas de bueyes y mujeres enfundadas de blanco.

En el primer piso concentra la actividad dinámica de las operaciones bursátiles, siendo su espacio dominante la ya nombrada Sala de Rueda. Existe también en esta planta el Salón de accionistas, el Salón de Recibo y las oficinas de los Corredores con acceso directo a la calle.

Todo este poderoso marco arquitectónico y de diseño le valió ser considerado como Monumento Nacional en el año 1981.

Si usted planea visitar la Bolsa no pierda de vista los vecinos Monumentos Nacionales: Club de la Unión y el Ex Hotel Mundial. Contiguos a la obra de Jequiér conforman un conjunto arquitectónico homogéneo que le da carácter y raigambre a uno de los barrios más relevantes de Santiago.

Por Jorge López Orozco (periodistaviajero@chile.com)

Compartir Share/Bookmark
blog comments powered by Disqus


Reserve Hotel

Destino
Fecha de llegada
calendar
Fecha de salida
calendar

Destacamos

$destacado->arti_titulo

La Buena Parrilla de Las Carnes de Morandé

Un buen fuego, un excelente corte y un experimentado parrillero hacen la mezcla perfecta en estos restaurantes que conquistan a través del aroma y sabor de sus carnes. Hoy nos ofrecen la receta de un Filete Paillar. Simplemente delicioso...
Otras Recetas Chilenas
leer más

$destacado->arti_titulo

Sopas, el Calor del Invierno

Ante las bajas temperaturas, son parte de un menú ideal, especialmente porque permiten disfrutar de una gran cantidad de sabores sin dejar de cuidarse en invierno. Esa es la propuesta natural de OH! Salad Garden, que hoy nos entrega tres de sus recetas...
leer más